Azúcar de Guatemala adopta política
para proteger el ambiente

Disminuir el uso del agua, mejorar la calidad del aire y el cuidado de bosques, son algunas de las medidas de los ingenios azucareros para la protección del medio ambiente.

Durante la zafra o período de cosecha de caña y fabricación de azúcar, que inicia en noviembre y termina en mayo, se han desarrollado procesos como reutilizar agua y aprovechar residuos, con lo que se optimiza el uso de los recursos.

Los ingenios trabajan en el marco de una Política Ambiental que inició en la zafra 2015/16 y cada año se hacen mejoras para lograr ese objetivo de cuidado del  ambiente en su operación.

La Política Ambiental incluye ocho aspectos: Quema de caña, uso y manejo de agroquímicos, uso del agua, uso de la vinaza, uso del agua en fábrica, manejo de residuos sólidos, partículas en chimeneas y calidad del aire; así como, protección de la biodiversidad.

Una de las medidas es el menor consumo del agua, reusándola, luego que el vital líquido pasa por el proceso para hacer azúcar, el agua es llevada a torres de enfriamiento y luego regresa a la fábrica para usarse otra vez.

El agua que ya no puede ser usada y que es un residuo, también se aprovecha para regar los campos con caña, ya que están cargadas de minerales que ayudan a los suelos, con lo cual se optimiza el uso de agua.

Para mejorar la calidad del aire, algunos ingenios han colocado en sus chimeneas sistemas que atrapan las partículas y evitan que estas lleguen al ambiente.

 Los ingenios siguen una Política Ambiental gremial, para protección y uso sostenible del medio ambiente, que incluye aspectos como:

 

Ahorro del agua 

  • Tecnologías para regar la caña utilizando solo la cantidad de agua que necesitan.
  • Reutilización del agua en la fabricación de azúcar, a través de sistemas de enfriamiento y recirculación.
  • Aprovechamiento de aguas residuales para regar campos de caña.
  • Sólo el 12% de la caña sembrada en el país se riega, el 88% recibe el agua que necesita de la lluvia.
  • En algunos ingenios se usa un sistema de vibración para limpiar caña y así se evita el uso de agua.

 

Uso y manejo de agroquímicos

  • Se ha reducido el uso de agroquímicos por la aplicación de tecnología e investigación para combatir plagas y enfermedades de las plantas y en algunos casos se usan drones para aplicaciones más precisas.
  • En lugares clave se colocan tarjetas sensibles al agua para asegurar que las aplicaciones no traspasen los límites de las parcelas de caña.

 

Calidad del aire

  • Algunos ingenios ya usan tecnología para que sus chimeneas no expulsen residuos al ambiente, los atrapan y lo único que sale es vapor de agua.
  • Con el bagazo de caña los ingenios generan energía renovable que evita que 4 millones de toneladas de CO2 contaminen el ambiente.
  • Mientras crece, la caña absorbe CO2 y limpia el aire.
  • Con el propósito de evitar que cenizas producto de la quema caigan en lugares poblados se está implementando una aplicación especializada que mide la velocidad y dirección del aire.

 

Manejo de residuos sólidos

  • Los ingenios aprovechan los residuos como el bagazo (lo que queda de la caña exprimida) y lo usan para generar energía renovable.
  • La energía renovable que los ingenios producen en época de zafra representa hasta el 34% de lo que se consume en el país.

 

Conservación de la biodiversidad

  • 4 millones de árboles han sembrado los ingenios azucareros desde 2011 a 2018.
  • Este año, los ingenios azucareros sembrarán más de 931,000 árboles.
  • Los ingenios azucareros tienen 1 mil 556 hectáreas de bosques naturales y más de 6 mil 800 hectáreas de plantaciones forestales.
  • Las siembras se realizan priorizando cuencas y riberas de ríos.
  • Para el uso de ríos, los ingenios azucareros participan en Mesas de Usuarios para aprovechar de manera coordinada y responsable el recurso.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *